domingo, 27 de mayo de 2018

JOSÉ MANUEL PEÑA EXPONE EN EL HOTEL LADRÓN DE AGUA (GRANADA)

EL AZUL Y LAS FORMAS
 
Autor: José Manuel Peña. Título: Lunas alhambradas. Lugar: Hotel Ladrón de Agua. Fecha: Final de mayo.

Prosigue José Manuel Peña en el estudio de las posibilidades del color, centrando su mirada en los tonos azulados, pues el azul es el signo constante en sus últimas producciones. Se introduce en la entrañas de este color, reorganiza sus tonos, estudia sus impregnaciones, desembocando en producciones donde el azul refleja el brillo de la fuerza de la luz, del nervio que abraza las formas para darle imagen, vida y existencia.
El autor posee una paleta muy elaborada, obteniendo conclusiones novedosas después de múltiples experiencias, tras cuyas mezclas y estampaciones, tiempos y alquimia, reproduce el áurea del lugar.
En esta ocasión el paisaje de la ciudad de Granada es el tema donde vuelca su creatividad plástica, siendo los grabados resultantes piezas de sublimado estilo poético, trasplantado en el grabado. Lleva años trabajando esta técnica, guardando gran experiencia en su memoria, lo cual dota de hábil destreza en la consecución de obras de arte de excelente calidad.
José Manuel Peña es un artista sencillo, que pasa desapercibido, pues su ingenio, y anhelo, están sólo interesados en la expresión del color, en la búsqueda de la sustancia última que da soporte a su esencia. Es ésta la que consigue penetrar y atrapar la atención del espectador.
 
 

viernes, 18 de mayo de 2018

EXPONE CARINI EN SANTIAGO COLLADO. MAYO 2018

RECUERDO, POESÍA Y COLOR

Autor: Miguel Ángel Carini. Título: Poemas en la pared. Lugar: Espacio de Arte Santiago Collado(Granada) Fecha: Hasta el 31 de julio.
 
Flotan las líneas en un mar sinuoso de tonalidades azulinas, cuya faz se rompe cuando descubre fondos verdosos, costas ocres y horizontes violáceos, que interrumpen la monotonía celeste, en medio de una neblina grisácea donde se cuela, en sus despistes, radiaciones doradas que se tornan rojas, cuando la pasión de los embates ondulantes dictan romper la rutina de la trayectoria.
Así es como defino el camino sensitivo del lápiz de Miguel Carini, con el cual obtiene figuras brillantes que entonan el ritmo de verso recitado.
Logra el autor imprimir fuerza en sus composiciones, al obtener estampaciones de tonalidades que se multiplican en su visualización. Es un alquimista del color impreso, siendo el resultado un cromatismo de recorrido apacible, a pesar de su variada topografía grávida, cuyas cimas y valles transcurren en cambios suaves. Ello crea un efecto continuo, con giros que dejan el sonido imaginado colgando en la atención, para después deslizarse en tonos susurrantes, para impregnar con su contraste el sentido trasmitido en el texto que ilustra.
Miguel Carini es un poeta de la imagen, un artista que convierte el poema en grabado, preciso, exacto, limpia expresión del sonido mecido en cada verso. El resultado de su trabajo lo consigue gracias a su hábil dominio del color estampado, el ingenio en la consecución de mezclas, gamas nuevas y campos iluminados. Más el dibujo, que encierra en su gesto el relato sostenido en el poema.
El espíritu de la lírica porteña es reflejado en cada una de las piezas de este creador argentino, que se pierde en las brumas de la memoria para revivir tiempos felices de su juventud, cuando la lectura y la expresión plástica consumían sus horas de fantasía. La trayectoria artística de Miguel Carini, granadino de adopción, es extensa, siendo numerosas sus exposiciones, abordando la pintura, el grabado y la ilustración de libros. Es una referencia para los nuevos creadores.










jueves, 10 de mayo de 2018

NUEVA OBRA DE LEONOR SOLANS EN GRANADA



LA PALABRA Y EL COLOR

Autora: Leonor Solans. Título: El zoco sin compradores. Lugar: Cuarto Real de Santo Domingo, Granada. Fecha: Hasta el 27 de abril.

Levedad, pulso líquido que tiembla en son rítmico, refleja la nueva obra de Leonor Solans. Capta la pintora el sentido de los poemas recogidos en el libro “ El zoco sin compradores”, compilación de poesía andalusí realizada por Modest Solans Mur, en el cual colabora esta artista con sus ilustraciones.
Ofrece Leonor Solans un conjunto de acuarelas elaboradas dentro del estilo que define su línea de trabajo plástico. Conjugan sus piezas el brillo ajado del tiempo olvidado, en el cual polvos y anhelos se han ido depositando para formar parte de su presencia. Más la autora incorpora el gesto del color, gracias al cual va desarrollando el vaivén de las estrofas, el límite de la palabra oportuna en su significado oculto. Traduce el sentido del verso en imagen, organizado por tenues colores azulados, rojizos, ocres, verdosos y marrones, entre cuyas grietas se asientan los tonos grávidos. Las formas quieren diluirse, en la simulación del temblor visual que quiere jugar en fluir lírico, sin romper la rotundidad del volumen, en su representación dimensional que quiere romper el plano, para evadirse en las profundidades de la fantasía.
Leonor Solans recrea el espacio del zoco solitario, abandonado en la memoria, donde lucen objetos cerámicos portadores del espíritu de sus creadores, celosías, restos de columnas, mas el silencio reina en en sus estancias, resonando las voces de los poetas andalusíes. Capta muy bien la estructura de esta antología lírica, reforzándola con sus acuarelas, traduciendo la palabra en imagen.
Las piezas mostradas, en la exposición del Cuarto Real de Santo Domingo, poseen fuerza compositiva, sensibilidad en su diseño e inteligencia en su definición final.








miércoles, 2 de mayo de 2018

SOBRE LA EXPOSICIÓN DE PEDRO ROLDÁN EN CEFERINO NAVARRO



EL SENTIDO DEL COLOR

Autor: Pedro Roldán. Título: Cruce de caminos. Lugar: Galerí Ceferino Navarro. Fecha: Hasta el 4 de mayo.
Ya he comentado en varias ocasiones el trabajo de Pedro Roldán, mostrando en todas mis reseñas la fuerza del color portada en sus piezas. Este autor mantenía una linea constante en todas sus exposiciones anteriores, mas en esta encuentro unos signos diferentes, que hace variar el efecto de la percepción de su obra.
El pintor abandona el impulso del color marcado con fuerza en sus lienzos. La superficie de éstos semejaban marejadas de tonalidades encendidas, que aparecían cuan destellos reveladores de la imagen y la luz que los arropa. Cambia la faz de sus cuadros por espacios más sosegados, de tranquila superficie, iluminada en un tono que quiere difuminarse, apareciendo menos brillante, casi ajado. No es esto un demérito a la propuesta actual de Pedro Roldán, sino al contrario, significa que el artista ha comprendido la esencia de la imagen, no pinta ya desde el exterior frente a ella, sino que se introduce en su seno, mostrando su naturaleza como un sereno desbordamiento de colores. Crea con este efecto plástico un ambiente que acoge el motivo pintado, el murmullo que fluye por sus espacios, la sensación de comunión con la imagen. Pierde intensidad la impronta de su paleta, pero gana en sensibilidad. Sus composiciones están sumidas en el suave transcurrir de de los momentos ajenos al tiempo que pasa. Ello permite al observador mirar dentro del paisaje, no ante el paisaje, haciendo tangible los recovecos con sus sentidos. Este creador plasma una luz tenue, cálida, espesa, impregnada de placer contemplativo. La obra propuesta por este pintor posee una intensa carga cromática.
Pedro Roldán busca el sentido del color.